Portal de Noticias Rivera mi Ciudad Portal de Noticias Rivera mi Ciudad

Al menos 22 muertos en Gaza tras una noche de bombardeos israelíes

Al menos 22 palestinos, nueve de ellos niños, murieron la noche del lunes al martes en bombardeos israelíes en Gaza que respondían a los cohetes lanzados por movimientos armados palestinos, una escalada provocada por una ola de violencia en Jerusalén Este.

Internacionales 11 de mayo de 2021 Fabio Olivera Fabio Olivera
0002850769

Al menos 22 palestinos, nueve de ellos niños, murieron la noche del lunes al martes en bombardeos israelíes en Gaza que respondían a los cohetes lanzados por movimientos armados palestinos, una escalada provocada por una ola de violencia en Jerusalén Este.
Otras 106 personas resultaron heridas en la Franja de Gaza, el enclave palestino controlado por el movimiento islamista Hamás, indicaron las autoridades sanitarias locales.

Por su parte, la Yihad Islámica, el segundo grupo islamista armado de la Franja de Gaza, anunció el martes la muerte de dos de sus comandantes en los ataques israelíes contra el enclave.

Dos israelíes murieron este martes en la ciudad de Ashkelon (sur) por disparos de cohetes palestinos desde la Franja de Gaza, indicaron socorristas.

"Dos mujeres murieron. Una tenía 65 años y la otra 40. Todavía no podemos dar a conocer su identidad", declaró a la AFP un portavoz del Magen David Adom, el equivalente en Israel a la Cruz Roja, que precisó que las muertes tuvieron lugar en dos incidentes diferentes.

Desde el lunes, militantes palestinos lanzaron más de 200 cohetes hacia Israel. El sistema antimisiles iraelí Cúpula de Hierro interceptó más del 90% fueron, indicó el portavoz del ejército Jonathan Conricus. Al menos seis israelíes resultaron heridos.

Israel respondió al lanzamiento de cohetes con 130 ataques de aviones de combate y helicópteros contra objetivos militares en el enclave palestino, que mataron a 15 comandantes de Hamás y del grupo Yihad Islámica, dijo Conricus a la prensa.

Sin embargo, el portavoz aseguró que no tiene confirmación de que los ataques hayan afectado a civiles y explicó que Israel atacó instalaciones de fabricación y almacenamiento de armas, zonas de entrenamiento de militantes y la casa de un comandante de Hamás, entre otros.

El martes se lanzaron más cohetes desde el enclave palestino mientras el brazo armado de las brigadas Qassam, afiliadas a Hamás, juró que convertiría la ciudad israelí de Ascalón (sur) en "un infierno".

Las tensiones de los últimos días en Jerusalén se han convertido en los peores disturbios en la ciudad desde 2017.

El pasado viernes, el último del Ramadán, hubo choques entre la policía antidisturbios israelí y los fieles palestinos en la Explanada de las Mezquitas, donde está la mezquita Al Aqsa, el tercer lugar más sagrado del islam.

 - Llamamientos a la calma -

 Desde entonces, los disturbios nocturnos en Jerusalén Este han dejado cientos de palestinos heridos y provocaron llamamientos internacionales a la desescalada. La ONU dijo el martes estar "profundamente preocupada" y condenó "cualquier incitación a la violencia".

Fuentes diplomáticas dijeron a la AFP que Egipto y Catar, que mediaron en anteriores conflictos entre Israel y Hamás, estaban intentando calmar las tensiones.

El secretario de Estado estadounidense, Antony Blinken, condenó por su parte los ataques con cohetes de Hamás, afirmando que "deben detenerse de inmediato".

Hamás lanzó el lunes un ultimátum a Israel para que retire todas sus fuerzas de la Explanada de las Mezquitas y del distrito de Sheij Jarrah, en Jerusalén Este, donde los próximos desalojos de familias palestinas están provocando protestas.

El lunes, las sirenas sonaron en todo Jerusalén justo después de las 18H00 (15J00 GMT), la hora límite fijada por el ultimátum de Hamás, y empezaron a lanzarse cohetes, mientras los habitantes de Jerusalén, incluidos los diputados de la Knéset, huían a los búnqueres por primera vez desde el conflicto de Gaza de 2014.

El primer ministro israelí, Benjamín Netanyahu, dijo que Hamás había "cruzado una línea roja" al apuntar hacia Jerusalén.

 - "Si escalan, escalaremos" -

 Las brigadas Qassam dijeron que los ataques con cohetes son una respuesta a las acciones israelíes en Sheij Jarrah y alrededor de la mezquita de Al Aqsa.

"Este es un mensaje que el enemigo debe entender bien: si responden, responderemos, y si escalan, escalaremos", afirmaron.

Varias propiedades en Israel resultaron dañadas por los cohetes, entre ellas un apartamento en Ascalón y una casa en Beit Nekofa, a unos 10 kilómetros al oeste de Jerusalén.

Por otra parte, un árabe israelí murió por heridas de bala en enfrentamientos con judíos israelíes en la ciudad de Lod (centro), dijo la policía el lunes.

 - Piedras y balas de goma -

 La decisión el lunes de cancelar una marcha israelí en la Ciudad Vieja en conmemoración de la toma de Jerusalén Este por Israel dio esperanzas a la calma.

Pero entonces expiró el ultimátum de Hamás, seguido del lanzamiento de cohetes, que también obligaron a evacuar el Muro de las Lamentaciones y otros lugares.

El lunes por la noche, al igual que en las noches anteriores desde el viernes, los palestinos lanzaron piedras contra los agentes antidisturbios israelíes, que respondieron con balas de goma, granadas aturdidoras y gases lacrimógenos.

El martes, hubo señales de calma en la Ciudad Vieja de Jerusalén, según un reportero de la AFP, pero el riesgo de escalada seguía siendo alto.

La Media Luna Roja palestina dijo que al menos 520 palestinos han resultado heridos desde el lunes, incluidos más de 200 que fueron hospitalizados, cinco de ellos en estado crítico.

La policía israelí informó de 32 heridos en sus filas.

 Yihad palestina

 El movimiento palestino Yihad Islámica anunció este martes la muerte de dos comandantes de su brazo armado en los bombardeos israelíes contra la Franja de Gaza.

"Dos comandantes de la Brigada Al Quds [brazo armado del movimiento] murieron y ocho personas resultaron heridas, entre ellas una mujer y dos niños, en los bombardeos en un apartamento en el barrio de Al Rimal de Gaza", dijeron a la AFP fuentes de la Yihad Islámica.

En noviembre de 2019, Israel mató a Baha Abu al Ata, comandante del grupo para el norte de la Franja de Gaza y responsable de varios ataques contra Israel. Su muerte provocó una ola de violencia que se tradujo en abundantes disparos de cohetes hacia territorio israelí y bombardeos contra la Franja.

El lunes por la noche, los bombardeos israelíes tenían por objetivo el hermano de Baha Abu al Ata, Mohammed, que habría resultado "herido", según la Yihad Islámica.

Al menos 22 palestinos murieron en Gaza en las últimas horas en los bombardeos israelíes. El brazo armado de Hamás, el movimiento islamista que gobierna en Gaza, mencionó este martes nuevas víctimas mortales, pero no dio un número preciso.

Desde la Franja se dispararon numerosos cohetes hacia Israel, que no dejaron víctimas.

FUENTE SUBRAYADO 

Te puede interesar

Lo más visto

Boletín de noticias