Portal de Noticias Rivera mi Ciudad Portal de Noticias Rivera mi Ciudad

Indemnizan con US$ 900 a un trabajador en Brasil tras ser ridiculizado por su delgadez

"Oye, delgaducho, eres débil, no vas a poder hacer ese trabajo", denunció el trabajador, quien consideró que esos descalificativos eran "recurrentes" y suponían un "acoso moral" hacia su persona.

BRASIL 05 de octubre de 2021 Victor Camargo Victor Camargo
Retail-de-supermercado

El Tribunal Superior del Trabajo (TST) de Brasil condenó al grupo Via, una importante red de comercio minorista, a indemnizar con 5.000 reales (900 dólares) a uno de sus trabajadores por las repetidas burlas de su jefe por causa de su delgadez, informaron fuentes judiciales.

Por unanimidad, la Tercera Sala del TST consideró que el denunciante, que trabajaba desde 2001 como montador de muebles en una tienda del grupo Via, sufrió un atentado contra su "dignidad", "integridad psíquica" y "bienestar individual".

El empleado denunció que su superior se dirigía a él de forma "agresiva" y le convertía en objeto de "mofa" por ser "muy delgado", con frases como: "Oye, delgaducho, eres débil, no vas a poder hacer ese trabajo".
Según él, esos descalificativos eran "recurrentes" y suponían un "acoso moral" hacia su persona.

Un juez de primera instancia le dio la razón y obligó a la empresa a indemnizarle por "daños morales", pero una corte de apelaciones tumbó esa sentencia al entender que la expresión "delgaducho", utilizada "en un contexto de ejercer presión", no podía ser considerada como una "extrapolación de los límites del poder del empleador", por lo que rechazó que se tratara de un abuso.

Ahora, el Tribunal Superior del Trabajo ha vuelto a fallar en favor del montador de muebles.

El juez instructor del caso en ese tribunal superior, Mauricio Godinho Delgado, apreció que, si las "agresiones morales" eran "habituales" y "generalizadas" en el ámbito laboral, sin que haya habido censura o castigo por ellas, el empleador es el responsable por la indemnización.

En este proceso en particular, la declaración de una testigo confirmó que el jefe del denunciante utilizaba ese "apodo despectivo" en alusión a su estado físico, de manera "burlesca" y "provocativa".

En este contexto, el magistrado afirmó que "no pueden ser admitidas técnicas de motivación que sometan al ser humano al ridículo y a la humillación".

En una nota publicada este martes en el diario Folha de Sao Paulo, Via -conocida anteriormente como Via Varejo- reforzó que "repudia cualquier acto que viole su Código de Conducta Ética, documento que busca garantizar un ambiente de trabajo armonioso y libre de cualquier situación irrespetuosa".

Fuente : El País 

Te puede interesar

Lo más visto

Boletín de noticias